[Por el mundo] San Francisco, Estados Unidos

—fotos y texto: Seba González Majó

La ruta 1 es una famosa carretera que comienza en México y bordea gran parte de la costa californiana. En marzo del 2014 nos encontrábamos cinco pibes en una van alquilada, recorriendo sus hermosísimas curvas y barrancos para llegar a San Francisco. Pasamos de largo un parador llamado Gorda y en ese entonces todos estuvimos más que de acuerdo en que la hora de comer nos había llegado hacía rato.IMG_20140319_113247Por consenso, el siguiente establecimiento que prometiera un plato contundente sería nuestra parada (siempre que quien les escribe hallase una opción vegana digna). La suerte nos trajo a Lucía Lodge, un restaurante solitario que es además albergue y gift shop, todo ubicado en el borde de un precipicio con una vista al Pacífico muy copada. Obviamente, por estar en la costa, lo que abundaban eran los platos con pescado y mariscos, pero encontré una hamburguesa veggie (que tenía queso) y una ensalada que por la variedad de ingredientes parecía prometer y por eso la elegí: rúcula, nueces pecan, higos, arándanos agrios tostados (lo que en inglés son cranberries, pero que acá prácticamente no conocemos) y palta.IMG_9934Las ensaladas para mí siempre son un riesgo, ya que para que representen un plato principal tienen que ser realmente abundantes. Como respaldo había en la carta guarniciones de papas y boniatos fritos por si me quedaba con hambre, pero no fue necesario :) Todo estaba en buena cantidad y equilibrio. Algo que me sorprendió fue lo bien condimentada que estaba (fundamental para las ensaladas). Un plato agridulce muy bien logrado.

De tomar me pedí una root beer (cerveza analcohólica de raíz), que elaboraban “del otro lado de la colina”. Una delicia, dulce y sutilmente amarga, que con la ensalada combinaba perfecto.IMG_9939Vale aclarar que California, y San Francisco en particular, tienen una riqueza cultural imponente. Es un lugar muy cosmopolita, además de haber sido cuna de los hippies y de recibir muchísima inmigración de origen asiático y mexicano. Esto se traduce en una cantidad interesante de gente con gran consciencia y sensibilidad respecto de la alimentación. Está prohibido el foie gras, por ejemplo, y es fácil encontrar muchos productos de origen orgánico y crudo en los supermercados comunes. Ni que hablar los restaurantes. Lucía Lodge era un lugar bastante tradicional y sin embargo ofrecía opciones vegetarianas marcadas.

Si llegan a visitar San Francisco y buscan dónde comer, les recomiendo los siguientes links:
*Vegan Guide to San Francisco
*50 Vegetarian (or Vegan) Things to Eat Before you Die in SF

——————————————————————————————————————————–

Si quieren colaborar con la sección “Por el mundo” escríbanos a maggie@caramelosdelima.com o noel@caramelosdelima.com.

Contanos tu experiencia, preguntanos, comentanos lo que quieras :)