Contento Café: sonrisas limeñas

Jimena necesitaba un cambio de ritmo y buceando por internet encontró una carrera de gestión de restaurantes en Montevideo. Viajó desde Lima y aquí se instaló. Su sueño era abrir una cafetería y cuando menos lo esperaba todo empezó a cuadrar para hacerlo realidad. Así nació Contento Café, en el que familia y amigos pusieron su granito de arena.DSC_0125Lo más novedoso para nosotras fue que tienen leche de coco, de almendras y de arroz para el café y los licuados, que hace falta en las cafeterías de por acá. Por ahora hay una sola opción vegana de plato principal, pero hay ganas de tener algo más (supimos de una ensaladita con quinoa que se suma en febrero) y de explorar opciones dulces veganas también.s_0103Pedimos entonces el sándwich Delicia, con tapenade de aceitunas, berenjena, morrón, zucchini y aceite de oliva; una rica combinación bien preparada. El pan es casero, de ajo, con harina orgánica y semillas, delicioso. Pronto lo ofrecerán entero para llevar, en dos variedades: con y sin ajo. s_0105De tomar pedimos licuado de frutilla y kiwi y uno de leche de coco y banana. Nos preguntaron si queríamos edulcorante, azúcar o nada, lo cual siempre nos parece positivo. Los pedimos sin endulzante pero creo que al primero le hubiera hecho falta. Coco y banana no fallan y la verdad es que nos hubiéramos tomado cinco jarras.s_0113Por lo pronto, seguiremos atentas a los agregados y cambios a la carta (que es súper simpática y tiene huella peruana) de este lindo café, atendido por mujeres sonrientes que te hacen sentir súper bienvenido.

La cuenta fue de $ 480 por 2 platos + 2 bebidas.

Contento Café
Gabriel Pereira 3260 esq. Benito Blanco – Montevideo
2706 6767 – cafecontentomvd@gmail.com
Lunes a sábados de 9.00 a 20.00

2 caramelitos para “Contento Café: sonrisas limeñas

  1. ges134

    Nosotros fuimos ayer, eramos 5, pero solo dos somos veganos.
    la verdad que no nos gustó mucho, muy simpática la dueña pero demoraron más de hora y media en traernos lo que habíamos pedido, y antes tuvimos una espera de media hora para que nos tomaran el pedido, lo que pedimos para comer vino frío.
    pedimos tomar primero el café y luego los licuados con los sándwichs, vinieron las cosas al revez, primero los licuados y luego los cafés. nos pareció poco y nos quedamos con hambre que seguramente fue por tener que esperar en total dos horas. y nos pareció caro para el tamaño de las porciones, tanto de café como de sandwichs.

    saludos,
    G

    Responder

Contanos tu experiencia, preguntanos, comentanos lo que quieras :)